25 oct. 2016

¡Vámonos de picnic!

Recuerdo un día en que mi familia y yo, que siempre hemos optado por salir los findes a algún pueblecito de la provincia para almorzar y pasar el día, queríamos hacer algo diferente... 

...Y entonces se nos ocurrió la maravillosa idea de un picnic: ¿Por qué no? ¡Nunca lo habíamos hecho! Tras buscar en Internet un lugar apropiado para ello, comprar y hacer comida típica de picnic y ponernos ropa más bien cómoda, nos montamos en el coche y allá que fuimos!


La experiencia fue muy bonita. Vaya, que salimos del parque diciendo... ¡Esto lo tenemos que repetir! ¡En dos semanas estamos aquí de nuevo!


Personalmente pienso que hacer picnic es una experiencia increíble, por simple que parezca, en contacto con la naturaleza. Es una forma de evadirte disfrutando con tu familia y/o amigos más allá del trabajo, de la casa, de tu barrio, ¡Del tráfico de la ciudad! 


Es una forma de descongestionarnos de la rutina diaria.

                      
                                                                                                            Vía


En este post voy a tratar varios temas:

1). Beneficios, la compañía y los niños.
2). Época ideal para hacer un picnic.
3). Consejos cuando vamos de picnic.
4). ¿Qué elementos de cocina y comida son más apropiados para llevar?
5). Recoger, para casa, relax y ¡Re-pe-tir!



                                                                                                                              
1). Beneficios, la compañía y los niños


Uno de los mejores beneficios es el contacto directo con la naturaleza y con ello el cantar de los pájaros, que tanto nos gusta. 



Situarnos en un parque, en la montaña, en la playa... todo vale siempre que estemos en un lugar que nos aporte tranquilidad. Búscalo. 



Si no tienes playa en tu ciudad, hay mil lugares con río o cascadas donde además estaréis escuchando el sonido del agua.



Nos alejamos, por unas horas, de la rutina. Si estamos muy agobiados por el trabajo, el simple hecho de hacer esta actividad nos hace que despejemos nuestra mente y lo veamos todo mucho más claro, y ello nos ayuda a organizar mejor nuestras ideas y preocupaciones. 



Además, aunque no lo hayamos pensado, desarrollamos nuestra creatividad.



El hecho de compartir ese tiempo con nuestros familiares y/o amigos, hace que se cree un vínculo aún más intenso. Charlas, risas, recuerdos de pequeños... aseguran una mañana/tarde perfecta.



¡Que los niños no sean una excusa para no hacer picnic! Es más, si tenéis niños, con más razón, hacedlo. 



Los niños, al igual que nosotros, necesitan ese contacto con la naturaleza que les aportará unos valores que por lo general en casa no se dan (Acumular los desechos en una bolsa, utilizar adecuadamente el mobiliario exterior...). 



Además, si lleváis a varios niños, recordad que antes de salir sería perfecto idear algunos juegos para hacer al aire libre: Globos de agua, carreras de sacos, esconder objetos para que otros los encuentre, etc.





2). Época ideal para hacer un picnic


En España tenemos la suerte de que tenemos muchas horas de sol. Por lo tanto, yo diría que desde febrero-marzo hasta octubre-noviembre son las épocas ideales para hacer picnic. Vamos, ¡Casi todo el año! 



Sí que es verdad que en verano, según qué zonas, hace más o menos calor. Quizás en pleno verano de julio y agosto prefiramos mejor una merienda-cena, cuando las altas temperaturas del día ya han transcurrido.



3). Consejos cuando vamos de picnic


Es lógico que cuando uno va de picnic con más personas (es decir, que no vayamos solos con nuestra pareja y nuestros niños) cada uno se encargue de llevar "algo". 



Lo primero de todo, imprescindible, para que no haya líos, y menos enfados, es organizar con bastante antelación qué va a llevar cada uno. Bien algunos pueden llevar una parte de la comida y otros los materiales (platos, vasos, etc). Luego veremos estos elementos. 



Otro aspecto importante es llevar ropa cómoda y no calurosa. No os recomiendo utilizar pantalones muy ajustados, ya que por lo general nos sentamos en el césped/arena/rocas y no querremos acordarnos de aquellos leggings tan chulis que nos podríamos haber puesto ;)



Otro aspecto que también recomiendo es llevar un mini botiquín, sobre todo si vamos con niños. Es una lata que, si nos hacemos algún tipo de daño, no tengamos el material necesario.



A mí me encanta la idea de llevar una pequeña radio (o bueno, ya ni eso, con el móvil es posible!) y poner música. Esto da muy buen rollo mientras comemos y hablamos con las personas que nos rodean.


Cuando sabemos que vamos a estar rodeados de amigos/familia para pasar un buen rato, es ideal llevarse juegos de mesa. ¡Sí! El Tabú, las cartas, el Monopoli... si es que todo vale ;) . 


Con ello también nos acercaremos más a esas personas y nuestra confianza se ampliará. Además, ya sabréis lo bien que se pasa...



No puede faltar: ¡Las fotos! Esos momentos en compañía son inolvidables, así que qué mejor que recordarlos siempre.



                                                                                                                                         Vía


4). ¿Qué elementos de mesa y comida son más apropiados para llevar?

Comenzando por los materiales, debemos llevar platos, vasos, cubiertos y servilletas, yo diría, desechables. Es lo más cómodo: Cuando terminamos de comer, los tiramos y listo. 


Si bien algunos cuencos serán los traídos de casa, que estos formen una minoría ¡Por nuestro bien!



También llevaremos: Un mantel grande, mínimo 140x140, de tela (será imprescindible), una nevera, o dos, o tres... (son muy útiles y al meter el hielo, casi nunca sobra espacio en ellas), una bolsa grande para acumular la basura, una toalla para sentarnos (puede que el suelo esté mojado).



Sobre la comida, hay que pensar muy bien qué vamos a llevar y quién lo va a llevar. 



Dado que cada uno llevará algo, ¡No querremos echar de menos una buena tortilla de patatas o que nos encontremos con seis tortillas para seis personas! Entonces, vuelvo a lo mismo, ORGANIZACIÓN en lo que vamos a llevar. 



Aquí entra mucho en juego la creatividad. Es importante llevar alimentos que se puedan comer con las manos



Yo, por mi parte, os menciono comida típica de picnic que no podría faltar:



-Lo dicho, tortilla de patatas. Si sois seis personas qué menos que dos buenas tortillas partidas a taquitos con un pincho. Mmmm...



-Empanadas: Lo ideal son las caseras, ¡Quien la haga triunfará! Si no, las que venden hechas cada vez están más ricas y te salvan totalmente.



-Montaditos: Podéis llevar sandwiches y mini bocadillos de carne, fiambre, queso... son súper ricos y muy, muy apetecibles.



-Cremas de untar: En el supermercado las hay muy variadas: De salmón, de queso... muy ricas y algunas muy sanas.



-Fiambre: Jamón york, salami...



-Pan: El pan hay que llevarlo, tanto para untar las cremas como para el fiambre.



-Frutos secos: Son puros hidratos de carbono y nos ponen las pilas rápido. Además de ricos, sanos: Nueces, pistachos, anarcardos...



-Frutas: Son muy importantes, las necesitaremos! Manzanas, melocotones, plátanos, uvas, ciruelas... vamos, de casi todas. Podemos llevarlas en forma de pinchitos. Son muy atractivos y los comemos con más ganas aún, ya que la fruta nos la encontramos cortadita.


                                                                                                                                                                                                                     Vía


-Para el postre o merienda: Un bizcocho o pastitas caseras!

-El gazpacho tiene que estar presente en un picnic. ¿Quién se encarga de ello?

-Bebidas: Yo no soy partidaria de las bebidas gaseosas, pero en este ocasión, se perdona :) . Cervezas, zumos, agua, etc... 



En pleno verano, el chocolate no es muy buen aliado, pero esto varía en gustos. Por otro lado, intentad llevar comida lo más sana posible. 



De esta manera, además de pasar un rato muy agradable, nos sentiremos mejor con nosotros mismos al ingerir muchos nutrientes necesarios para el cuerpo.



5). Recoger, para casa, relax y ¡Re-pe-tir!


Hemos pasado un buen ratito, muy agradable, pero ya es momento de recogerlo todo, para casa y a continuar con nuestros quehaceres. 



Es importante que, de cara al medio ambiente, recojamos todos nuestros desechos y los ubiquemos en el bidón correspondiente. 



No estaría de más que tengamos en cuenta los colores de los bidones para echar según qué materiales: vidrio, plástico o papel.



Al llegar a casa, tranquilidad. Seguro que os sentís genial con el maravilloso recuerdo de ese tiempo todos juntos, compartiendo risas eternas.



¿Y vosotr@s, qué es lo que más os gusta de montar un picnic? ¿Qué cosas os lleváis que no hayamos mencionado aquí?


Sonia.



[ "Si realmente amas la naturaleza, encontrarás la belleza en todas partes". 
Vincent Van Gogh ]


No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Gracias por tu comentario!

Blogging tips